141 NE 3rd Avenue, Suite 400, Miami FL, 33132, USA

Investigación de mercado: Focus group

Hasta hace poco la investigación de mercados se enfocaba por lo general en la investigación de estadísticas, como por ejemplo, la cantidad de personas que prefieren un producto, cuantas de ellas son hombres o mujeres, pero siempre empleando datos numéricos.

A pesar de que los datos cuantitativos aportan valiosa información, no significa que hasta ahí se pueda explotar la investigación, pues aún falta por investigar los datos del tipo cualitativo, que a aunque no son medibles, si pueden aportar información valiosa a la investigación de mercado.

Para esto es necesario un focus group o en español, un grupo de enfoque. Esta es una técnica que es empleada en la investigación cualitativa de mercados, el focus group, emplea métodos usados en la psicología clínica y psiquiatría, sin embargo los fines son distintos.

Un grupo de enfoque consiste en reunir a un grupo de personas en un lugar que pueda ser controlado, se recomienda que el grupo no sea ni tan pequeño y ni tan numeroso, entre 6 y 14 personas, además un moderador debe estar presente, pues esta persona se encargará de estimular y regular las participaciones entre los integrantes.

La dinámica empieza cuando el moderador lanza una pregunta relativa a un producto en especifico, con el propósito de que los participantes expresen su punto de vista, esta parte es crucial para quien observa al grupo de enfoque, pues debe de poner atención a la furor que expresa al responder la pregunta, así como los razonamientos que logran que alguien cambie su punto de vista.

Mientras que el moderador es una parte importante en la entrevista, pues el encargado de tener activo el grupo, por lo tanto debe llegar a la sesión con un plan de discusión previamente planeado acorde a la investigación de mercado, sin embargo, también debe tener agilidad para improvisar y corregir el rumbo cuando el grupo no interactúa de acuerdo a lo esperado.

Otras recomendaciones para aprovechar la investigación, es realizar la entrevista en una cámara de Gesell, de forma que no se sientan observados ni presionados, si no es posible la cámara, se puede recurrir a dos salines comunicados por un circuito cerrado de televisión.

Por último, al momento de evaluar los resultados, es fundamental tomar en cuenta también todos los pequeños incidentes, comentarios e incluso los movimientos corporales.

Información obtenida de www.hangar-creativo.com.mx.